Pistacho de Bronte

  Estas míticas semillas se exportan hoy en día a todo el mundo como ingredientes de lujo desde las huertas del Monte Etna. Hoy en día el “oro verde” de Bronte no sólo se encuentran presente en pastelerías sino también en las cocinas de más alto rango culinario, gracias a algunos excelentes chefs sicilianos. ¿Qué hace que este fruto seco sea tan único? Para empezar, el pistacho de Bronte ni se tuesta ni se le añade sal, a diferencia de los pistachos procedentes de Irán o América que se pueden encontrar normalmente en las tiendas. Además, ya es ampliamente conocido que las particularidades del terreno en el que se cultivan permiten conseguir que estos pistachos sean exquisitos. Los pistachos se cultivan a los pies del monte Etna, en terrazas situadas en las colinas del monte que tienen un suelo particularmente rico en silicio, que dota a los pistachos de un aroma excepcional. El clima en el que se desarrollan es otro factor más que contribuye a su extraordinario sabor: a 800 metros sobre el nivel del mar los días cálidos son seguidos por noches frescas, esta fluctuación en la temperatura da lugar a que la fruta del pistacho pierda su humedad y, de este modo, a que los sabores se concentren más en las nueces. Los pistachos de Bronte son muy sensibles a la temperatura y a la luz. Este es el motivo por el que la cosecha debe ser llevada a cabo cuidando las nueces de una forma extraordinaria: después de secarlos al sol durante dos o tres días, se les mantiene dentro de sus cáscaras en zonas de almacenamiento frías (y sólo se les quita la cáscara bajo petición expresa del cliente). De esta forma las nueces de los pistachos pueden mantener su calidad original durante dos años, hasta la siguiente cosecha.

Pétalos de violeta comestibles

No es una sorpresa que uno de los snacks favoritos de la emperatriz Sissy de Austria (Elisabeth de Baviera, también reina de Hungría) fueran los pétalos de violeta caramelizados. Su intenso y dulce sabor, sensualmente aromático combina perfectamente con algunos de los mejores manjares, ¡y su aroma puede traer la fresca sensación de la primavera a toda la estancia de una forma instantánea!

Pétalos de rosa comestibles

El sabor de la rosa es exactamente como su aroma. Es sorprendente cómo la fragancia de la rosa puede verse reflejada en el sabor del que disfrutamos en nuestra cavidad bucal. Importamos este producto premium desde Francia.

Habas de café de Etiopia molidas

Los granos de café etíope Yirga son recolectados a mano y no es casualidad que se les conozca como “los diamantes del café”. Llevan dentro de sí los aromas de las frutas del bosque y del limón al mismo tiempo, lo que unido a los aromas ácidos característicos del café constituyen una experiencia única para las papilas gustativas..

Sal negra de Hawaii

Esta sal de color negro se produce en una diminuta isla del archipiélago de Hawaii. De cara a incrementar el contenido mineral de la sal, los piedras de lava negra se sitúan en las salinas con el agua del mar, permitiendo a la sal que desarrolle su particular color negro. ¿Cómo es la sensación de probar un chocolate generosamente aderezado con esta maravillosa sal marina? ¡Fantástica! Al dar el primer bocado, percibirás el sabor común del chocolate derritiéndose en tu boca. Después, cuando encuentras el primer grano de sal, el aroma salado poco a poco se difumina y finalmente se combina con el sabor del chocolate. Esta combinación no es tan dura como podría parecer, cuando lo paladees probablemente decidirás no volver a probarlo o te enamoraras de él instantáneamente. Sigue nuestro consejo y dale una oportunidad para que puedas averiguar si eres un apasionado de esta combinación.

Frutas liofilizdas

El secado en congelado (o liofilización) es un proceso de deshidratación en el que el producto que va a ser secado se congela primero, y después, con una presión ambiental muy reducida, se le añade muy lentamente calor para permitir que el agua congelada en el producto «desaparezca». Más exactamente lo que ocurre es que el hielo se sublima directamente pasando de la fase sólida a la fase gaseosa y evitando la fase líquida. La liofilización tiene dos ventajas principales respecto a otros métodos de secado tradicionales. La primera es que sólo se usa una cantidad pequeña de calor, lo que permite evitar que las sustancias más valiosas y delicadas del producto sean dañadas. Las vitaminas no se disuelven, el producto mantiene su color y su sabor, y la fructosa se mantiene íntegramente. La segunda es que durante el proceso de liofilización no hay agua en forma líquida, lo que implica que no hay evaporación. Esto permite que algunas valiosas sustancias, como los contenidos nutricionales, no abandonen la fruta junto al agua evaporada sino que se mantengan completamente dentro de la fruta

Nueces pecanas

Por fuera parecen nueces comunes, pero sus características internas son diferentes: tienen un aroma más aromático y dulce. La nuez pecana se considera el producto alimenticio ideal porque contiene la mayoría de las sustancias que el cuerpo humano necesita. Añadir nueces pecanas al chocolate le hará un snack aún más ideal para ti.

Avellana de Piamonte

Los chefs de restaurants con estrellas Michelin y los mejores pasteleros del mundo coinciden con nostros en que las avellanas del Piamonte son las mejores del mundo. Estos frutos secos con un sabor inigualable se cultivan solamente en las laderas del monte Langhe, donde la riqueza del suelo, el intenso brillo del Sol y los salados vientos del mar las permiten alcanzar la perfección culinaria. Su sabor cremoso y atercipelado es inconfundible y se distingue claramente de cualquier otro tipo de avellana, haciéndolas el ingrediente ideal para nuestros tres tipos de chocolates.

Sal marina con vainilla de Tahiti

La sal marina con sabor a vainilla Bourbon, cuando se usa adecuadamente, pueden llevar a nuestras papilas gustativas al éxtasis. Nos gusta especialmente en combinación con nuestras pastillas de chocolate caramelizado. Usando esta excepcional combinación como base podemos poner cualquier

Sal marina con vino tinto

No nos sorprende que la sal con vino tinto sea un producto francés. Esta sal excepcional procede de la Isla de Ré, una diminuta isla en la costa occidental francesa. Y no hace falta que presentemos el famosos vino de Burdeos…Combinando estos dos extraordinarios productos, el resultado es una fascinante exquisitez gastronómica: ¡no puedes perdértela en combinación con nuestros mejores chocolates!

Oro comestible de 23 quilates

Desde la antigüedad el oro has sido utilizado como dinero y de muchas otras formas: los egipcios pensaban que les haría inmortales, los indios americanos lo mezclaban con su comida para poder flotar, y en el presente se utiliza para hacer relojes, joyería y para mandarlo al espacio en las pruebas espaciales del Voyager. Tal y como sucedió en el Renacimiento, el oro en su forma comestible ha vuelto a los círculos de la gastronomía de élite de todo el mundo y lo podemos encontrar en las tabletas de chocoMe. Una compañía de la pintoresca Florencia ha creado una nueva forma para el oro comestible que se puede utilizar para decorar dulces, comidas e incluso bebidas. Aunque no nos hará inmortales ni nos permitirá volar, con su inigualable belleza hará brillar nuestras vidas.

Plata comestible

Lo brillante nunca había sido tan delicioso. La plata comestible es un ingrediente tan excepcional que permite aumentar el valor de cualquier creación por muy complicada que esta sea. Aunque no tiene ningún aroma ni sabor, puede enamorarnos a través de nuestros ojos con su fantástica belleza.

chocolate negro chocoMe de 66 %

Este chocolate negro con un 65% de cacao te sorprenderá cada una de las veces que lo pruebes. Al principio notaras el sabor dominante del cacao mezclando su sabor agridulce con los exquisitos aromas de la canela y el jengibre, y después disfrutaras de la vainilla Bourbon con el néctar rojo de frutas dentro de ella.

chocolate con leche chocoMe de 40 %

El grano de cacao Arriba crece únicamente cerca del ecuador en zonas altas de la cordillera de los Andes. Debido a la combinación del clima único y a la riqueza del suelo, los granos de cacao tiene un aroma único. Este chocolate con leche tiene un 40% de cacao y sorprende por su fuerte aroma inconfundible de cacao Arriba y por sus sabores frutales. El gran sabor queda redondeado con la deliciosida cremosidad de la leche. Permite distinguir incluso matices de aromas de especias y hierbas exóticas.

chocolate blanco chocoMe

El chocolate blanco Callebaut con vainilla bourbon tiene un 100% de contenido en mantequilla de cacao y se hace de habas de cacao especialmente selecccionadas para este producto. La cremosa leche se enriquece con el sabor único de la jugosa vainilla. El resultado final es una relajante armonía de placer en la boca.

Chocolate negro chocoMe sin azúcar añadido

Sin azúcares añadidos, la base de nuestra nueva colección de chocolates es un delicioso chocolate belga con un sofisticado sabor obtenido gracias a una combinación de granos de cacao seleccionados a mano, mantequilla de cacao con una pureza del 100%, vainilla bourbon y maltitol, un sustituto del azúcar.

Chocolate con leche chocoMe con caramelo (34%)

Chocolate con leche chocoMe con caramelo (34%) Una de las más deliciosas creaciones de chocoMe consiste en una combinación especial de chocolate con un 40% de leche con una cremosa mezcla de caramelo y chocolate con leche. Gracias a las notas de sabor dominantes del caramelo este “chocolate cuvée” lleva consigo simultáneamente la suave cremosidad de la leche y exquisitos aromas ahumados.

chocoMe Grand Cru Madagascar chocolate negro 64%

Un chocolate selecto, de sabor complejo, elaborado de los granos de cacao especiales de las variedades Criollo y Trinitario, cultivados y fermentados a la orilla del río Sambirano de Madagascar. Junto con el sabor dominante del cacao, ligeramente amargo, evoca las frutas rojas y los cítricos, además de las pimientas con aromas de frutas tropicales y el té Earl Grey. Con su contenido en cacao del 64% ofrece un sabor especialmente equilibrado, con un regusto largo y agradable. El chocolate es suministrado por una de las empresas francesas de chocolate de mayor prestigio (Valrhona).  

Chocolate negro Cacao Barry de 70 %

chocoMe chocolate negro con 70% de cacao:
El chocolate negro de French Cacao Barry con un 70% de cacao tiene un intenso sabor a cacao característico. Los granos de cacao recolectados a mano, que servirán de base del chocolate, tienen una aroma de una riqueza única, gracias a unas plantaciones de cacao son famosas por la riqueza de su suelo y las perfectas condiciones climáticas. El chocolate hecho con estos granos presenta ligeros tonos floridos y amargos, junto con el intenso sabor del cacao.

Chocolate con leche Valrhona Mariage de Grand Crus 40 %

El chocolate con leche especial del fabricante de chocolate francés Valrhona con un contenido de cacao del 40% es una mezcla de granos de cacao Forastero ecuatorial, leche cremosa, caña de azúcar y una pizca de malta. Gracias a su alto contenido de cacao seco puede presumir de un asombroso aroma de cacao con tonos intensos de almendra y un toque de vainilla.

Chocolate negro Michael Cluizel de 60 % condimentado con café Arabica

Haba de cacao y café Dos ingredientes diferentes y muy complejos en sí mismos que toman forma en un solo chocolate negro de aroma combinado. El chocolate negro utilizado por chocoMe proviene del francés Michel Cluizel y su sabor particular no se debe a un aroma de café añadido, sino que durante el conchado (el proceso de mezclar y refinar las habas de cacao molidas y tostadas con la manteca de cacao) se añade a la masa de cacao unas habas seleccionadas del café del Arábica para que su aroma variado penetre la masa.

chocolate rubio Valrhona 32 %

En 2012, la chocolatería francesa Valrhona presentó el chocolate rubio como complemento al ya bien conocido trío de chocolates: el chocolate negro, el chocolate con leche y el chocolate blanco. Con su color rubio pajizo y con un sabor a medio camino entre el chocolate con leche y el chocolate blanco, el nuevo tipo de chocolate se parece más a este último pero con un aroma básico de caramelo. El chocolate rubio es poco conocido debido a su proceso de fabricación relativamente complicado: la caramelización del azúcar sin quemar la leche en polvo necesita de una destreza especial.

Chocolate negro 72 % de Venezuela

Venezuela es un país de contrastes con sus montañas nevadas y sus junglas exuberantes. El carácter ligeramente amargo de este chocolate especial se debe a la mezcla de dos tipos de habas de cacao: el Criollo y el Trinitario. Esta combinación sin lecitina es aún más especial debido al carácter arbóreo de la aceituna negra.

Almendras de Avola

La ciudad de Avola en el sur de Sicilia se hizo un hueco en el mapa de la gastronomía mundial con sus excepcionales almendras. Las 2.600 horas anuales de sol, el clima costero y la tierra rica en calcio dan lugar a una almendra con una forma muy especial y un sabor verdaderamente único. Estas almendras son más grandes, más planas y más suave que las almendras comunes y tienen un color arena y un alto contenido de aceite.

Habas tonka

La arrugada, oscura y alargada haba tonka es una fuente increíblemente intensa de fragancia y sabor: nos trae a la mente la vainilla, la canela, el clavo y la almendra al mismo tiempo. Debido a esta complejidad, es capaz de dar lugar a una gran cantidad de tonos diferentes al combinarla con distintos chocolates: con el chocolate negro permite alcanzar los tonos de la canela, hace que el chocolate con leche sea más esponjoso y cremoso y al combinarla con frutos secos, intensifica sus características prolongando la duración de su sabor en la boca.

Cáscara de bergamota

La bergamota proviene de Calabria y, debido a su olor típico, se utiliza principalmente en la industria de perfumes. Esta vez, chocoMe le da otra vida utilizando la cáscara de la fruta para sus creaciones de chocolate. Esta planta se caracteriza por un olor fresco, ligeramente floral y cítrico que forma una fusión inolvidable con el chocolate venezolano.

Premios y reconocimientos